BUSCAR

miércoles, 14 de septiembre de 2016

EL APOCALIPSIS DE LOS ANIMALES DE ENOC






   Lectura-análisis de El Libro de los Sueños de Hanoj/Enoc. No pretendo hacer un análisis profundo, sólo darles a conocer el texto, que es muy interesante e inspirador, y ayuda a entender mucho de las profundidades de las cosas.

Capítulo 85
Después de eso vi otro sueño y todo ese sueño te lo voy a mostrar, hijo mío.
Hanoj levantó la voz y habló a su hijo Metushelaj: "A ti quiero hablarte, hijo mío, escucha mis palabras y pon atención a la visión del sueño de tu padre. Antes de tomar a tu madre Edna, vi una visión sobre mi cama y he ahí que un toro (Adam) salía de la tierra y ese toro era blanco. Tras el toro salió una novilla (Jawah/Eva) y con ella dos terneros (Qayim/Caín y Hével/Abel) , uno de los cuales era negro y el otro rojo.

Tenemos tres colores en toda esta visión de Hanoj: blanco, siempre representa el linaje de los JUSTOS. Negro, representa el linaje de los IMPÍOS. Y el color rojo representa, al parecer, un estado intermedio en el que las personas pueden llegar a inclinarse a uno u otro "bando"... Para explicar simple, en la actualidad blanco serían LOS ELEGIDOS, negro LOS SATANISTAS/LUCIFERINOS y rojo LAS NACIONES. Positivo, negativo y "neutro", aunque sabemos que no existe la posición neutra, deberán manifestarse hacia uno u otro lado. También lo vemos muy claramente explicado en los tres hijos de Noaj: Shem es blanco, Jam es negro y Jefet es rojo.


Entonces el ternero negro golpeó al rojo (Qayim mata a Hével) y le persiguió sobre la tierra y a partir de allí no pude ver ese ternero rojo. Luego el ternero negro creció y esa novilla se fue con él y vi salir de él numerosos bueyes que se le semejaban y le seguían. (¿La descendencia de Qayim vino de Jawah? Es lo que parece decir, PERO MEJOR NO SACAR CONCLUSIONES "DOCTRINALES").
Y esa primera novilla se alejó del primer toro para buscar al ternero rojo, pero no lo encontró y profirió por él un gran lamento y lo buscó.
Vi que vino el primer toro y la hizo callar y no volvió a gritar.
Ella parió en seguida otro toro blanco (Shet) y después de éste, parió numerosos toros y vacas negros(Es decir, la tierra estaba cubierta de simiente "mala") 
Vi en mi sueño crecer a este toro blanco hasta llegar a ser un gran toro blanco, del cual salieron numerosos toros blancos semejantes a él. Y ellos comenzaron a engendrar numerosos toros blancos que se les parecían y se seguían el uno al otro.




En los tiempos antiguos patriarcales, inclusive anteriores a la época de Hanoj, (no olvidemos que cada uno de los patriarcas alcanzaba casi los mil años), a pesar de que la tierra estaba cubierta de maldad (toros negros), hubo una gran proliferación de KOHANIM (toros blancos), porque a pesar de lo que se diga, ya había un sacerdocio, la Ley no fue dada con Moshe, fue VUELTA A DAR. Primero que toda la ley que ha sido dada en la tierra fue primeramente establecida en los cielos, y segundo, fue perdida por la dureza de los corazones (como ahora mismo, no sé si perciben el paralelismo) y vuelta a dar a un pueblo que fue separado para ser justamente RECEPTÁCULO DE ESA TORAH, VASOS DE BARRO CONTENEDORES DEL TESORO QUE DA VIDA. La obediencia al Eterno es lo que da vida. 
"Dio a Noaj y sus hijos una señal de que no habría otro diluvio sobre la tierra: puso un arco en las nubes como señal de pacto eterno de que no habría ya nunca más diluvio sobre la tierra para destruirla. Por eso quedó establecido y escrito en las tablas celestiales que celebrarían la festividad de las Semanas en este mes, una vez al año, para renovar la alianza todos los años. Toda esta festividad se venía celebrando en los cielos desde el día de la creación hasta los días de Noaj, durante veintiséis jubileos y cinco septenarios, y Noaj y sus hijos la guardaron por siete jubileos y un septenario. Cuando murió Noaj, sus hijos la violaron, hasta los días de Avraham, y comían sangre. Pero Avraham la guardó, al igual que Yitzjak y Yaakov y sus hijos hasta tus días, en los cuales la descuidaron los hijos de Israel hasta que se la renové en este monte" (Jubileos 6.15-19)



Capítulo 86
De nuevo estuve fijando mis ojos en el sueño y vi el cielo por encima y he aquí que una estrella cayó del cielo en medio de los toros grandes y comió y pastoreó en medio de ellos.
Entonces vi estos toros grandes y negros, todos ellos intercambiaban sus pastos, establos y becerros y comenzaron a vivir unos con otros.
Observé de nuevo en mi sueño y miré hacia el cielo y he aquí que muchas estrellas descendían y caían del cielo en medio de la primera estrella y eran transformadas en toros en medio de aquellos becerros y pastaban con ellos y entre ellos.
Los miré y vi como todos sacaron su miembro sexual como caballos y montaron las vacas de los toros y todas quedaron preñadas y parieron elefantes, camellos y asnos(BERESHIT/GÉNESIS 6) 
Todos los toros les tenían miedo, se aterrorizaron con ellos y comenzaron a morder con sus dientes a devorar ya cornear.
Y además comenzaron a devorar a esos toros y he aquí que todos los hijos de la tierra se empezaron a temblar y a espantarse ante ellos y a huir.

La primer estrella se refiere, probablemente, al que conocemos como Lucifer, que indujo la primer rebelión. Cuando cae entre los toros NEGROS, estos mudan su comportamiento: "intercambiaban establos y vivían unos con otros" (promiscuidad sexual y alteración genética por hibridación). Después de él siguen muchas otras estrellas, los Vigilantes, los que tuvieron relaciones con las hijas de los hombres y dieron a luz a los gigantes, aquí representados como elefantes, camellos y asnos, todas especies que NADA TENÍAN QUE VER CON LAS VACAS. Tenemos otros datos a este respecto:
El primero es Yeqon, éste indujo a todos los hijos del cielo y los hizo descender sobre la tierra y los sedujo con las hijas de los hombres. El nombre del segundo es Asbe'el, éste dio un mal consejo a los hijos del cielo y los condujo a corromperse a sí mismos con las hijas de los hombres. (Hanoj 69.4-5)
Sobre todo, una de las principales cosas es que estas estrellas, no conformes con haber transgredido ellas mismas EL COMPORTAMIENTO ESTABLECIDO PARA ELLAS, hicieron transgredir a los hombres EN LO MISMO:
El juicio de todos quedó establecido y escrito en las tablas celestiales, sin injusticia: a cuantos transgredieran la conducta que les había sido asignado seguir les quedó escrita la sentencia, a cada naturaleza y a cada especie. (Hanoj 5.13) 
También a los mensajeros que no guardaron su primer estado sino que abandonaron su propia morada, los ha reservado bajo tinieblas en prisiones eternas para el juicio del gran día. Asimismo, Sedom, Amorah y las ciudades vecinas, que de la misma manera fornicaron y fueron tras vicios contra lo natural, son puestas por ejemplo, sufriendo la pena del fuego eterno. (Judas 1:6-7 VIN2011)




Capítulo 87
Nuevamente vi como comenzaban a golpearse el uno al otro y a devorarse el uno al otro y la tierra se puso a gritar.
Después elevé de nuevo mis ojos al cielo y tuve una visión; hela aquí: salieron del cielo seres parecidos a hombres blancos (otros Vigilantes, estos no caídos), salieron cuatro de ese lugar y tres con ellos.
Así, esos tres que salieron de últimos me tomaron de la mano y me llevaron por sobre la generación terrestre hasta un lugar elevado y me mostraron una torre alta construida sobre la tierra y todas las colinas eran más bajas.
Me dijeron: "Permanece aquí hasta que hayas visto todo lo que le sucederá a estos elefantes, camellos y asnos y a las estrellas, las vacas y a todos ellos".

Los Vigilantes también son mencionados en el Libro de Daniyel:
Estando en mi cama miraba las visiones de mi cabeza, y vi que un vigilante santo, descendía del cielo. (Daniyel 4:13 VIN2011) 
En cuanto a lo que vio el rey (un vigilante santo que descendía del cielo y decía: “¡Derriben el árbol y destrúyanlo... (Daniyel 4:23 VIN2011)



Capítulo 88
Vi a uno de los cuatro que había salido primero, agarrar a la primera estrella que había caído del cielo, atarla de pies y manos y arrojarla en el abismo profundo, angosto, escarpado y oscuro.
Después uno de ellos sacó la espada y se la dio a los elefantes, camellos y asnos y ellos comenzaron a herirse el uno al otro y toda la tierra tembló a causa de esto.
Seguía observando mi sueño, cuando he aquí que a uno de los cuatro que habían salido, le llegó una orden del cielo y él tomó a todas las numerosas estrellas cuyos miembros sexuales eran como los de los caballos y él las ató a todas de pies y manos y las arrojó en un abismo de la tierra.


Si suponemos que la primer estrella es Lucifer, tenemos que ésta hoy se encuentra en UN ABISMO. En cuanto a los Nephilins, a ellos les fue dada una espada (espada significa guerra) para que se destruyeran entre ellos mismos, por la simple manifestación de su propia naturaleza violenta.
Y el Señor dijo a Gabriel: "Procede contra los bastardos y réprobos hijos de la fornicación y haz desaparecer a los hijos de los Vigilantes de entre los humanos y hazlos entrar en una guerra de destrucción, pues no habrá para ellos muchos días (...)   (Hanoj 10-9) 

Luego también el resto de los Vigilantes caídos fueron encadenados y arrojados a un abismo de la tierra. Existen varios abismos, a lo que parece, y ciertamente estos no son el abismo de fuego, que es mencionado en otros pasukim como el lugar del castigo y destrucción final.


Capítulo 89
Uno de los cuatro fue hasta donde uno de los toros blancos (Noaj) y le enseñó y él construyó para sí un barco (el arca) y habitó en su interior. Los tres toros entraron con él en el barco (Shem, Jam y Jéfet) que fue cubierto y techado por encima de ellos.
Yo estaba mirando y vi siete chorros echando mucha agua sobre la tierra.
He aquí que se abrieron los depósitos de agua del interior de la tierra y comenzaron a brotar y a subir las aguas sobre ella. Seguí mirando hasta que la tierra fue cubierta por las aguas, por la oscuridad y por la niebla que se cernía sobre ella.
Los toros fueron sumergidos, alejados y aniquilados en aquellas aguas.
El barco flotó sobre las aguas, pero todos los toros, asnos salvajes, camellos y elefantes se hundieron en las aguas.
De nuevo vi en mi sueño cómo los chorros de agua desaparecieron del alto techo, las grieta de la tierra fueron niveladas pero otros abismos se abrieron; y el agua empezó a descender por ellos, hasta que la tierra quedó al descubierto, la barca reposó sobre la tierra, la oscuridad se retiró y apareció la luz. (BERESHIT/GÉNESIS 7) 





Entonces el toro blanco que se había convertido en hombre (Noaj) salió de esta barca y con él los tres toros, uno de los cuales era blanco (Shem) y se parecía a ese toro, otro era rojo como sangre (Jéfet) y el otro negro (Jam).
Empezaron a engendrar bestias salvajes y aves. Hubo una multitud de toda especie: leones, leopardos, perros, lobos, hienas, cerdos salvajes, zorros, ardillas, jabalís, halcones, buitres, gavilanes, águilas y cuervos. (BERESHIT/GÉNESIS 10) En medio de ellos nació otro toro blanco (Avraham).


Los hijos de Noaj se apartaron de las normas que él les dejó, por eso se dice que engendraron todo tipo de animales: CUALQUIER COSA MENOS TOROS BLANCOS. Uno engendra según la misma especie, pero los pecadores no. Ni siquiera Shem (quien es Malki-tzédek/Melquizedek) engendró toros blancos, y pasó mucho tiempo antes de que naciera Avraham.
En el jubileo vigésimo octavo, Noé comenzó a dar a los hijos de sus hijos normas y mandamientos y toda la legislación que conocía, exhortando a sus hijos a hacer justicia, cubrir las vergüenzas de su carne, bendecir a su Creador, honrar padre y madre, amarse unos a otros y preservarse de fornicación, impureza y toda iniquidad. Por estas tres causas ha ocurrido el diluvio sobre la tierra, por la fornicación que cometieron los custodios con las hijas de los hombres, contra lo que se les había ordenado. Tomaron por mujeres a cuantas escogieron entre ellas, cometiendo la primera impureza, y tuvieron hijos gigantes, todos ellos descomunales, que se devoraban unos a otros: un titán mataba a un gigante, un gigante mataba a un jayán, éste al género humano, y los hombres, unos a otros. Todos pasaron a cometer iniquidad y derramar mucha sangre, llenándose la tierra de maldad. Luego pecaron con todas las bestias, aves, reptiles y sabandijas, derramándose mucha sangre sobre la tierra, pues el pensamiento y la voluntad de los hombres concebían error y maldad constantemente. El Eterno destruyó todo de la faz de la tierra a causa de sus malas acciones y por la sangre derramada en ella, y quedamos nosotros, mis hijos, yo y cuantos entraron con nosotros en el arca. Mas he aquí que veo ante mí vuestras acciones, que no os conducís justamente, pues habéis comenzado a seguir camino de corrupción, apartándoos uno del otro teniendo celos mutuos, y que no vais a estar juntos, hijos míos, cada uno con su hermano. Veo que los demonios han comenzado a seduciros, a vosotros y a vuestros hijos, y temo por vosotros que, tras mi muerte, derraméis sangre humana en la tierra y desaparezcáis también de su faz... Así lo ordenó Hanoj, su padre, a nuestro padre Metushelaj, su hijo, y éste al suyo, Lamec, quien me transmitió cuanto a su vez le ordenaron sus padres. Y yo os ordeno, hijos míos, como ordenó Hanoj a su hijo en los primeros jubileos, cuando él vivía en la séptima generación: ordenó y exhortó a su hijo y a los hijos de sus hijos hasta el día de su muerte. (Hanoj 7.20-27,38-39)

Comenzaron a morderse unos a otros. El toro blanco que había nacido en medio de ellos, engendró un asno salvaje (Ismael - BERESHIT/GÉNESIS16) y también un becerro blanco (Yitzjak/Isaac). El asno salvaje se multiplicó.


El Malaj de YAHWEH le dijo a ella: "Mira, estás preñada y darás a luz un hijo. Lo llamarás Yishmael [Elohim presta atención] porque YAHWEH ha prestado atención a tu miseria. El será un hombre salvaje (salvaje=pére=asno salvaje), con su mano contra todos, y la mano de todos contra él, viviendo su vida en desavenencia con todos sus parientes." (Génesis 16:11-12 "Kadosh")
LOBOS = EGIPCIOS
ASNOS = ÁRABES
JABALÍES = EDOMITAS

El becerro blanco, que había sido engendrado por el toro blanco, engendró un jabalí negro (Esaw) y un carnero blanco (Yaakov - BERESHIT/GÉNESIS 25). El jabalí engendró muchos jabalís (BERESHIT/GÉNESIS 36) y el carnero engendró doce ovejas (BERESHIT/GÉNESIS 29 y 30)
Cuando estas doce ovejas hubieron crecido le dieron una oveja de entre ellas a los asnos salvajes (midianitas e ismaelitas - BERESHIT/GÉNESIS 37), pero esos asnos a su vez entregaron esa oveja a lobos (egipcios) y la oveja creció entre los lobos (BERESHIT/GÉNESIS 39 a 45).
El carnero (Yaakov) guió a todas las once ovejas a habitar y pacer con él entre los lobos y ellas se multiplicaron y se transformaron en un rebaño de numerosas ovejas (BERESHIT/GÉNESIS 46).

Los lobos empezaron a oprimir al rebaño hasta hacer perecer a sus pequeños y a arrojar a sus pequeños en una corriente de agua. Entonces las ovejas comenzaron a gritar por sus pequeños y a lamentarse ante su Adón (SHEMOT/ÉXODO 1).
Una oveja que había escapado de los lobos huyó (Moshe) y fue hasta donde los asnos salvajes (Jetro, midianitas - SHEMOT/ÉXODO 2). Yo miré mientras el rebaño se quejaba y gritaba terriblemente hasta que descendió el Adón del rebaño a la voz de las ovejas, desde su alto santuario vino a su lado y las hizo pacer.
Llamó a la oveja que había escapado de los lobos y le habló sobre los lobos, para que los intimara a no tocar más a las ovejas (SHEMOT/ÉXODO 3).
Y esta oveja fue a donde los lobos por orden del Adón y otra oveja se encontró con ella (Aaron - SHEMOT/ÉXODO 4) y fue con ella. Fueron y las dos entraron juntas en la asamblea de los lobos, por orden del Adón, les hablaron y les intimaron para que no tocaran más a las ovejas.





Desde entonces observé que los lobos oprimieron con más dureza y con todas sus fuerzas a las ovejas y las ovejas gritaron fuerte (SHEMOT/ÉXODO 5).
Y su Adón fue al lado de las ovejas y se puso a golpear a esos lobos y los lobos comenzaron a lamentarse, en cambio las ovejas llegaron a tranquilizase y desde ahí cesaron de gritar (SHEMOT/ÉXODO 6 a 13).
Vi las ovejas cuando partían de entre los lobos y los ojos de los lobos fueron oscurecidos y esos lobos salieron persiguiendo a las ovejas con todas sus fuerzas.
Pero el Adón de las ovejas fue con ellas conduciéndolas, todas sus ovejas le seguían y su rostro era resplandeciente, glorioso y terrible a la vista.
Los lobos comenzaron a perseguir a esas ovejas, hasta que se las alcanzaron cerca de un estanque de agua.
Pero este estanque de agua se dividió y el agua se levantó de un lado y del otro ante su cara y el Adón los condujo y se colocó Él mismo entre ellos y los lobos.
Como esos lobos no veían más a las ovejas, ellas anduvieron en medio de este estanque y los lobos persiguieron a las ovejas y corrieron tras ellas, esos lobos en este estanque de agua.
Y cuando ellos vieron al Adón de las ovejas se regresaron para huir de su presencia, pero este estanque de agua se cerró y volvió repentinamente a su posición natural y se llenó de agua.
Continué mirando hasta que todos los lobos que iban persiguiendo a este rebaño, perecieron sumergidos y ahogados y las aguas los cubrieron (SHEMOT/ÉXODO 14).





El rebaño se apartó de estas aguas y fueron a un lugar desolado en el que no hay agua ni hierba y sus ojos se abrieron y vieron. Miré hasta que el Adón del rebaño los apacentó, les dio agua y hierba y la oveja fue y los guió.
La oveja subió a la cima de una roca elevada y el Adón del rebaño la envió en medio del rebaño y todas ellas se mantenían a distancia.
Entonces miré y he aquí que el Adón del rebaño se alzó frente al rebaño y su apariencia era potente, grandiosa y terrible y todo el rebaño lo vio y tuvo miedo de Él.
Todas estaban asustadas y temblando ante Él y le gritaron al cordero que era su segundo y que estaba en medio de ellas: "Nosotras no podemos estar delante del Adón" (ÉXODO 20).
Entonces se volvió el cordero que las guiaba y subió por segunda vez a la cima de aquella roca. Pero el rebaño comenzó a cegarse y a apartarse del camino que les había señalado, sin que el cordero supiera tales cosas.
El Adón del rebaño se enfureció mucho contra el rebaño, el cordero lo supo y descendió de la cima de aquella roca y vino al rebaño y encontró a la mayoría cegadas y extraviadas.
Cuando lo vieron comenzaron a atemorizarse delante de Él, queriendo volver a sus rediles.
El cordero tomó con él a otras ovejas y vino al rebaño, degollaron a todas las extraviadas y comenzaron a temblar ante Él. Entonces ese cordero hizo regresar a sus rediles a todo el rebaño extraviado (SHEMOT/ÉXODO 32).
Continué viendo este sueño hasta que este cordero se transformó en hombre, construyó un campamento para el Adón del rebaño y llevó a todo el rebaño a este campamento.
Seguí mirando hasta que se durmió esa oveja que se había unido al cordero que dirigía a las ovejas (DEUTERONOMIO 32).



Observé hasta que todas las ovejas mayores hubieron perecido y se levantaron en su lugar unas menores y ellas entraron en un pastizal y se acercaron a un río.
Después la oveja que los guiaba y que se había convertido en hombre, fue separada de ellas, se durmió y todas las ovejas la buscaron y lloraron por ella con grandes lamentos. Vi hasta que terminaron de llorar por esta oveja  (ÉXODO 34). Después atravesaron este río y vinieron otras ovejas que las guiaron en lugar de las que se durmieron después de haberlas guiado.
Vi las ovejas hasta que entraron en una región hermosa, en una tierra agradable y espléndida (LIBRO DE JOSUÉ). Vi esas ovejas hasta que fueron saciadas y ese campamento estaba entre ellas en esa tierra agradable.
Tan pronto como abrían los ojos se cegaban, hasta que se levantó otra oveja (Shemuel/Samuel) y las guió y las condujo a todas y se abrieron sus ojos.
Los perros, los zorros y los jabalíes salvajes se pusieron a devorar estas ovejas hasta que el Adón de las ovejas levantó un carnero (Shaúl) de en medio de ellas para guiarlas.
Ese carnero comenzó a embestir de un lado y de otro a esos perros, zorros y jabalíes, hasta que hizo perecer a todos ellos.
Esa oveja cuyos ojos fueron abiertos, vio que al carnero que estaba entre las ovejas lo abandonaba su gloria y comenzaba a embestir a las ovejas, a pisotearlas y a comportarse en forma indebida.
Entonces el Adón de las ovejas envió al cordero a otro cordero (David) y lo ascendió para que fuera un carnero y dirigiera a las ovejas en vez del carnero al que había abandonado su gloria.
Fue a su lado y le habló en secreto y lo ascendió a carnero, lo hizo juez y pastor de las ovejas, pero durante todos estos acontecimientos, los perros (filisteos) oprimían a las ovejas.
El primer carnero persiguió al segundo y este segundo salió y huyó de su presencia, pero vi hasta que los perros abatieron a aquel primer carnero. Después ese segundo carnero se levantó y condujo a las ovejas y engendró numerosas ovejas y luego se durmió. Una pequeña oveja se convirtió en carnero (Shlomó/Salomón) y fue el juez y el líder en su lugar.
Esas ovejas crecieron y se multiplicaron y todos esos perros, zorros y jabalís tuvieron miedo y huyeron lejos. Este carnero embistió y mató a todas las bestias salvajes y esas bestias no tuvieron más poder entre las ovejas ni les guiaron más.
Esa casa llegó a ser grande y amplia y fue edificada por esas ovejas. Una torre elevada y grande fue construida sobre la casa, para el Adón de las ovejas. El campamento era bajo, pero la torre muy alta y el Adón de las ovejas se mantenía sobre ella y ofrecieron ante Él una mesa llena.
Después vi a esas ovejas errar de nuevo e ir por una multitud de caminos y abandonar su casa. El Adón de las ovejas llamó de entre ellas a algunas ovejas y las envió al lado de las ovejas (los profetas), pero las ovejas comenzaron a asesinarlas.
Pero, una de ellas fue salvada (Eliyahu/Elías) y no fue muerta, salió y gritó a causa de las ovejas y ellas quisieron matarla, pero el Adón de las ovejas la salvó de entre las manos de las ovejas, la hizo subir y habitar cerca de mí.




Él envió sin embargo muchas otras ovejas a esas ovejas para testificarles y para lamentarse sobre ellas (más profetas).
Después las vi abandonar la casa del Adón y su torre; erraban en todo y sus ojos estaban cerrados. Vi al Adón de las ovejas hacer una gran mortandad con ellas, hasta que esas ovejas provocaron la carnicería y traicionaron su puesto.
Él las abandonó en las manos de los leones (asirios) y los leopardos (griegos), de los lobos (egipcios) y las hienas, de los zorros y de todas las bestias salvajes, que comenzaron a despedazar a estas ovejas.
Las vi abandonar su casa y su torre y entregarlas a los leones para que las destrozaran y devoraran.
Me puse a gritar con todas mis fuerzas y a llamar al Adón de las ovejas y le hice ver que las ovejas eran devoradas por todas las bestias salvajes (destrucción del Reino de Yisrael).
Pero Él permaneció inmutable y cuando las vio se alegró al ver que era devoradas, tragadas y robadas, y las abandonó para que fueran pasto de las bestias.

Él llamó a setenta pastores y les entregó a esas ovejas para que las llevaran a pastar y le dijo a los pastores y a sus acompañantes: "Que cada uno de ustedes lleve de ahora en adelante a las ovejas a pacer y todo lo que os ordene, hacedlo.
"Os las entregaré debidamente contadas y os diré cuáles deben ser destruidas y esas, hacedlas perecer". Y les entregó aquellas ovejas.
Después Él llamó a Otro y le dijo: "Observa y registra todo lo que los pastores hacen a estas ovejas, ya que ellos destruyen más de las que yo les he mandado; todo exceso y destrucción que sea ejecutado por los pastores regístralo: cuántas destruyen de acuerdo con mi orden y cuántas de acuerdo con su propio capricho. Pon en la cuenta de cada pastor la destrucción que efectúe.
"Lee luego el resultado ante mí: cuántas destruyeron y cuántas les entregué para su destrucción. Que esto pueda ser un testimonio contra ellos para saber toda acción de los pastores, que yo los evalúe y vean lo que hacen y si se atienen o no a lo que les he ordenado.
"Pero ellos no deben enterarse, no debes contarlo a ellos ni debes advertirles, sino solamente anotar cada destrucción que los pastores ejecuten, una por una y al momento, y exponer todo eso ante mí.
Vi cuando esos pastores pastorearon en su tiempo y comenzaron a matar y destruir a más ovejas de las que fueron ofrecidas y ellos entregaron a esas ovejas en manos de los leones.


Estos pastores son las naciones en manos de las cuales los rebeldes yisraelitas fueron entregados: asirios, caldeos, babilonios, griegos, romanos... y por supuesto, las constantes e interminables guerras contra árabes, moabitas, edomitas, filisteos, egipcios, etc. La conducta idólatra y blasfema de Yisrael provocó la ira del Eterno, que retiró de ellos Su protección y permitió que fueran devorados por aquellos que antes les temían... Y esto por 70 generaciones de "dominadores".

Los leones y los leopardos devoraron a gran parte de esas ovejas y los jabalíes comieron junto con ellos. Ellos quemaron esa torre y demolieron esa casa (destrucción del Reino de Yahudá).
Me entristecí muchísimo por esa torre porque la casa de las ovejas fue demolida y ya no pude ver si esas ovejas entraban en esa casa.
Los pastores y sus cómplices entregaron a esas ovejas a todas las bestias salvajes, para que las devoraran pero cada uno de ellos había recibido un número determinado y fue anotado para cada uno de ellos, por el Otro, en un libro, cuántas de ellas habían destruido.
Cada uno mataba y destruía más de las que fueron prescritas y yo comencé a llorar y a lamentarme por causa de esas ovejas.
Entonces en la visión observé al que escribía cómo anotaba cada una que era destruida por esos pastores día por día y él llevó y expuso todo su libro y mostró al Adón de las ovejas todo lo que realmente habían hecho ellos y todo lo que cada uno había hecho y todas las que ellos habían entregado a la destrucción.
Y el libro fue leído ante el Adón de las ovejas y Él tomó el libro en su mano, lo leyó, lo selló y lo archivó. Tras eso, vi que los pastores las llevaban a pastar durante doce horas (Cautiverio en Babilonia) y he aquí que tres de esas ovejas regresaron (Nejemyah/Nehemías, Ezrah/Esdras y Zerubavel/Zorobabel); arribaron, entraron y empezaron edificar todo lo que se había derrumbado de esa casa, pero los jabalíes se lo impidieron y ellas no fueron capaces.


Esta parte es sumamente interesante y esclarecedora, porque como ya dijimos, los jabalíes son los edomitas. Esta parábola de los animales es muy clara en el desarrollo y paralelismo con las Escrituras, y por eso sabemos que de lo que aquí se habla es del regreso de los cautivos y sus tentativas de reconstruir el templo y las murallas de Yahruishalayim, que fueron impedidos por los samaritanos... QUE SON JABALÍES. Eso nos hace saber con quiénes se mezclaron los pocos samaritanos que quedaron en las tierras (sólo fueron dejados los más pobres), y explica el motivo por el que los que regresaban se negaron rotundamente a construir el templo junto con ellos. 
Zerubavel, Yeshúa y los demás jefes de los clanes de Yisrael les respondieron: “No les corresponde a ustedes edificar con nosotros una Casa a nuestro Elohim; nosotros solos se la edificaremos a Yahweh el Elohim de Yisrael, según el encargo que nos dio Kóresh el rey de Parás”. (Ezrah/Esdras 4:3 VIN2011)




Después, ellas comenzaron de nuevo a construir, como antes elevaron la torre, que fue llamada torre alta, y comenzaron de nuevo a colocar una mesa ante la torre, pero todo el pan que había estaba contaminado e impuro.
Acerca de todo esto los ojos de esas ovejas estaban cegados y no veían y sus pastores tampoco y Él las entregó para una mayor destrucción a sus pastores que pisotearon las oveja con sus pies y las devoraron.
El Adón de las ovejas se mantuvo indiferente hasta que todas las ovejas fueron dispersadas por el campo y se mezclaron con ellas, y ellos no las salvaron de las manos de las bestias.
El que había escrito el libro lo trajo, lo mostró y lo leyó ante el Adón de las ovejas; le imploró y suplicó por cuenta de ellas y le mostró todos los actos de los pastores y dio testimonio ante Él contra los pastores.
Tomó el libro vigente, lo depositó al lado de Él y se fue.

Y esta parte es simplemente TERRORÍFICA, por la horrible realidad que nos muestra, porque nos prueba que El Altísimo nunca volvió a estar en el Templo judío desde entonces. Ellos trajeron costumbres contaminadas de Bavel (no lo sabían, vean bien cómo la ignorancia no disculpa, porque aún sin saber Él las entregó para que fueran dispersadas y devoradas). Desde entonces y hasta hoy la casa no ha sido reedificada y su pan continúa inmundo.

Capítulo 90
Observé en esta forma hasta que treinta y cinco pastores emprendieron el pastoreo y ellos cumplieron estrictamente sus turnos: desde el primero, cada uno las fue recibiendo en sus manos, a fin de apacentarlas cada pastor en su turno respectivo.
Después de esto, en una visión vi venir a todas las aves rapaces del cielo: águilas, buitres, gavilanes y cuervos; las águilas (Roma) guiaban a todas esas aves y se pusieron a devorar a estas ovejas, a picarles los ojos y a devorar sus carnes.
Las ovejas gritaron porque su carne estaba siendo devorada por las aves. Yo miraba y me lamentaba en mi sueño por el pastor que apacentaba las ovejas.
Observé hasta que esas ovejas fueron devoradas por los perros, las águilas, los gavilanes y los buitres, que no les dejaron ninguna carne ni piel ni tendones sobre ellas y no les quedaron más que sus huesos hasta que los huesos también cayeron al suelo y las ovejas llegaron a ser muy pocas.
Vi cuando veintitrés pastores más habían apacentado, y así habían cumplido estrictamente sus turnos cincuenta y ocho veces (35+23=58)
He aquí que unos corderos (Yohanan MaHatvil/Juan el Bautista y sus seguidores) nacieron de esas ovejas blancas y llegaron a abrir sus ojos y ver y le balaron a las ovejas y les gritaron, pero no les escucharon lo que decían porque estaban extremadamente sordas y demasiado ciegas y cada vez peor.
Vi en la visión cómo los cuervos  (fariseos) volaban sobre estos corderos y agarraban a uno de ellos  (Yohanan MaHatvil/Juan el Bautista) y destrozaban a las ovejas y las devoraban.
Observé hasta que retoñaron los cuernos de estos corderos y los cuervos se los hacían caer y vi hasta que allí un gran cuerno retoñó en una de estas ovejas (YAHSHUA HA MASHIAJ) y sus ojos se abrieron. Ella los miró y le gritó a las ovejas y los carneros la vieron y acudieron todos a su lado.
A pesar de esto, todas las águilas, buitres, cuervos y gavilanes seguían arrebatando a las ovejas, se echaban sobre ellas y las devoraban. Aún las ovejas permanecían en silencio pero los carneros gritaban y se lamentaban.
Luego estos cuervos lucharon y batallaron con ella y quisieron tumbar su cuerno, pero no pudieron hacerlo.
Vi hasta que los pastores, las águilas, los buitres y los gavilanes vinieron y le gritaron a los cuervos que rompieran el cuerno de esa ese carnero y lucharon y batallaron contra él y el combatió contra ellos y gritó para que acudieran en su ayuda.
Todas las águilas, buitres, cuervos y gavilanes se congregaron y llevaron con ellos a todas las ovejas del campo, se unieron y se conjuraron para hacer pedazos este cuerno del carnero.



Resulta interesante que aquí no se dice que Yahshua fue muerto, sino que su ministerio fue interrumpido por una conspiración. Todas las naciones se conjuraron para destruirlo (y es lo que veremos en la culminación de la gran batalla final).

Vi al hombre que había escrito el libro por orden del Adón, abrir el libro acerca de la destrucción que habían ejecutado los doce últimos pastores (58+12=70), revelar ante el Adón que ellos habían destruido mucho más que sus predecesores.
Vi a ese hombre que había anotado los nombres de los pastores y lo había llevado y presentado ante el Adón de las ovejas que llegó en ayuda de aquel carnero, lo socorrió, lo rescató y le mostró todo.
Y vi venir a su lado al Adón de las ovejas, enfurecido; todos los que lo vieron huyeron y ensombrecieron ante su presencia.
Observé el momento en que una gran espada fue entregada a las ovejas y ellas procedieron contra todas las fieras del campo para matarlas y todas las bestias y las aves huyeron de su presencia  (Armagedón).
Y vi cuando el Adón de las ovejas fue junto a ellas, tomó en sus manos la vara de su cólera, golpeó la tierra y la tierra se resquebrajó y todas las bestias y las aves del cielo cayeron lejos de estas ovejas y fueron engullidas por la tierra que se cerró sobre ellas  (Hitgalut/Revelación 6.19).
Vi cuando un trono fue erigido sobre la tierra agradable, el Adón de las ovejas se sentó sobre él y el Otro tomó los libros sellados y los abrió ante el Adón de las ovejas  (Juicio del Trono Blanco).
El Adón llamó a esos hombres blancos, los siete primeros y mandó que ellos llevaran ante Él, comenzando por la primera estrella que las guiaba, a todas las estrellas cuyo miembro sexual era como el de los caballos. Y ellos las llevaron a todas ante Él.
Luego, Él habló al hombre que escribía ante Él, uno de los siete hombres blancos, y le dijo: "Toma esos setenta pastores a quienes había encomendado las ovejas y que después de haberlas recibido degollaron a muchas más de las que se les había mandado".
He aquí que los vi a todos encadenados y todos se postraron ante Él.
El juicio recayó en primer lugar sobre las estrellas y ellas fueron juzgadas, encontradas culpables y enviadas al lugar de condenación, fueron arrojadas a un abismo lleno de fuego, llamas y columnas de fuego.
Entonces los setenta pastores fueron juzgados, encontrados culpables y arrojados al abismo ardiente.
Vi en ese momento como un precipicio que se estaba abriendo en medio de la tierra. Llevaron a aquellas ovejas ciegas hasta allí y todas fueron juzgadas y encontradas culpables y arrojadas al abismo en semejante abismo de fuego y ellas ardieron en ese precipicio que estaba a la derecha de esa casa.
Vi arder a esas ovejas y sus huesos también ardían.
Me levanté para ver como Él desarmó esa vieja casa, se llevó todas sus columnas, vigas y adornos de la casa que fueron retirados al mismo tiempo, y se los llevaron y los pusieron en un lugar al sur de la tierra  (Nueva Yahrushalayim).
Vi cuando el Adón de las ovejas trajo una nueva casa, más grande y alta que la primera y Él la puso en el sitio de la primera que había sido desarmada. Y todas sus columnas eran nuevas y sus adornos eran nuevos y mayores que los de la primera, la casa vieja que se había llevado. Todas las ovejas estaban adentro (los kadoshim resucitados).
Vi a todas las ovejas que quedaban, a las bestias de la tierra y a las aves del cielo inclinarse para rendir homenaje a estas ovejas, suplicarles y obedecerles en todas las cosas.
Luego esos tres que estaban vestidos de blanco, aquellos que me habían elevado antes, me tomaron de la mano y también el carnero me tomó la mano y me hicieron subir y sentar en medio de estas ovejas, antes de que tuviera lugar el juicio.
Estas ovejas eran todas blancas y su lana abundante y pura.
Y todas las que habían sido destruidas o dispersadas por las bestias del campo y las aves del cielo, se congregaron en esta casa y el Adón de las ovejas se regocijó con gran alegría porque todas eran buenas y porque ellas habían regresado a su casa.
Vi cuando ellas depusieron esa espada que había sido dada a las ovejas: ellas la llevaron a la casa y la sellaron en presencia del Adón. Y todas las ovejas fueron invitadas a esta casa aunque no cabían.
Sus ojos fueron abiertos y ellas vieron bien y no hubo ninguna de ellas que no viera.
Vi que esta casa era grande, amplia y estaba completamente llena.
Vi que un toro blanco nació y sus cuernos eran grandes y todas las bestias del campo y todas las aves del cielo le temían y le suplicaban a toda hora.
Vi cuando fueron cambiadas todas sus especies y todos se convirtieron en toros blancos y el primero entre ellos se transformó en un cordero que llegó a ser un gran búfalo que tenía sobre su cabeza dos cuernos negros y el Adón de las ovejas se regocijó sobre él y sobre todos los toros.
Yo estaba dormido en medio de ellos y me desperté después de haberlo visto todo.
Tal es la visión que tuve cuando estaba durmiendo y cuando me desperté bendije al Adón de Justicia y lo glorifiqué.
Entonces lloré mucho y sin contener mis abundantes lágrimas hasta más no poder y cuando yo miraba se deslizaban sobre lo que veía porque todo ocurrirá y se cumplirá, porque uno tras otro me fueron revelados todos los actos de los hombres.
Esa noche recordé mi primer sueño y lloré y me angustié porque había tenido esa visión.


ALGUNAS CONSIDERACIONES FINALES


   Lo que voy a explicar a continuación requiere de una CUIDADOSA LECTURA para evitar confusiones. Es importante que veamos un desarrollo a lo largo de todo este "apocalipsis": Comienza con toros y sigue con carneros. El comienzo de esta creación se dio en Tauro. Ese fue el Alef de esta creación, que se escribe así: 




   Por eso tenemos a los toros representados en todas las antiguas civilizaciones (obviamente en ellas, los TOROS NEGROS, falsos dioses), como copias negativas de los toros blancos QUE FUERON CREADOS A IMAGEN Y SEMEJANZA DEL ALTÍSIMO. Como siempre, cuando hablamos de esta imagen y semejanza hablamos de conceptos espirituales también, ya que a pesar de que ciertamente la forma física fue realizada como copia de la apariencia física humana de Yahshua, Él también tiene una serie de atributos: es el cordero y el león, Y TAMBIÉN EL TORO, porque ES EL ALEF. 

   No estoy acá convidando a nadie a practicar el horóscopo, eso es abominación. Por eso es indispensable no confundir las constelaciones de la eclíptica con los signos del zodíaco, a pesar de que las dos están íntimamente relacionadas. Los signos zodiacales son doce tramos del cielo, tomados desde la eclíptica, partiendo desde en punto vernal o 0º de Aries, punto este desde donde parten todas las medidas del cielo, tanto las astrológicas como las astronómicas. La eclíptica tiene un movimiento real que aparenta un "retroceso", que es conocido como la precesión de los equinoccios, en que esta "rueda" parece girar hacia atrás un grado por día aproximadamente (en realidad es un poco más), presentando el movimiento del sol cada día en un grado diferente de una determinada constelación. La rueda del zodíaco, en cambio, es una rueda con una división IMAGINARIA de partes exactas de 30º cada una, que no acompaña ese movimiento real y eso produce un desfasaje que ha sido discusión eterna entre astrólogos, tema que no tiene nada que ver en este momento.




   No necesitamos adorar a sus estrellas, PERO ELLAS CIERTAMENTE FUERON COLOCADAS ALLÍ POR EL ETERNO, no se colocaron por sí mismas (como creían los griegos, que cuando un "héroe" moría, era elevado al cielo de las estrellas). De manera que cuando hablamos de la eclíptica, NO ESTAMOS HABLANDO DEL ZODÍACO, aunque claramente nos refiramos a las mismas constelaciones que terminaron dando el nombre al zodíaco. 

   Ahora bien, repito: ESTAS ESTRELLAS FUERON COLOCADAS POR EL ALTÍSIMO, como todas las cosas hechas. Y veamos las pruebas:




El cielo cuenta la gloria de Elohim, el firmamento anuncia la obra de sus manos. (Salmos 19:1 VIN2011)


   Esta es una afirmación LITERAL (lamento para los amantes de la "simbolización" de las Escrituras, que tienen mucho miedo de interpretarlas literalmente "a ver si pasan por supersticiosos"). Los cielos son el cuadro en el que el Eterno ha "pintado" la gloria de esta historia de la tierra, para los hombres que tienen ojos para ver y para los ángeles (1 Co 4;9, 1Pe 1.12). 






_________________________________________________________________________
¿Está usted listo espiritualmente? ¿Lo está su familia? ¿Está usted protegiendo adecuadamente a sus seres queridos? Esta es la razón de este ministerio, permitirle a usted primero entender el peligro que enfrenta, y luego ayudarle a desarrollar estrategias para advertir y proteger a sus seres queridos.  
Si usted ha aceptado a Yahshua ha'Mashiaj como su Salvador personal, pero ha sido muy tibio en su caminar espiritual con Él, necesita pedirle inmediatamente perdón y renovación. Él lo perdonará y llenará su corazón con el gozo del Espíritu Santo. Entonces, necesitará reiniciar un caminar diario de oración y estudio personal de la Biblia.  
Si usted nunca ha aceptado a Yahshua ha'Mashiaj como su Salvador, pero ha comprendido Su realidad y el Fin de los Tiempos que se acerca, y quiere aceptar Su regalo GRATIS de la Vida Eterna, usted puede hacerlo ahora, en la privacidad de su hogar. Una vez lo acepte como Salvador, usted habrá Nacido de Nuevo, y tendrá el Cielo tan seguro como si ya estuviera allí. Entonces, podrá descansar seguro de que el Reino del Anticristo no lo tocará espiritualmente.  
Si a usted le gustaría Nacer de Nuevo, vaya ahora a nuestra Página de Salvación 
Esperamos que haya sido bendecido por este ministerio, que busca educar y advertir a las personas, de modo que puedan ver el Nuevo Orden Mundial que está por llegar (el Reino del Anticristo) en sus noticias diarias. 
_________________________________________________________________________
Publicado por: Anunciadora de Sión
SOY CREYENTE EN YAHSHUA
Mis páginas y grupos SIGUEN ESA LÍNEA (ateos, agnósticos, nuevaeristas y delirantes, ABSTENERSE)
Clicando AQUÍ encontrarán todos los links a mis sites, donde podrán encontrar MUCHO MATERIAL
________________________________________________________________________







2 comentarios:

  1. El habla de 70 generacion y tambien de que el nacio en la primera semana (ultimo dia) e igual en la decima semana sera el juicio final. Dime algun dato de fecha o algo. E intentado relacionarlo con el linaje de Adam. Hay que llega a 20 generacion y de alli he supuesto en forma arbitraria 30 años por generacion. No me sale nada

    ResponderEliminar
  2. No usamos fechas. Contrario a lo que muchos acusan superficialmente, NO ESTABLECEMOS FECHAS. El linaje de Adam que habrás consultado es la línea de Set, esa TERMINA EN MASHIAJ. Y luego el grano cayó por tierra y dio MUCHO FRUTO... no lo vas a poder seguir por una única cabeza humana.
    Enoc habla de 10 semanas y nosotros tenemos en las Escrituras 7 días. Suponiendo que pudiéramos superponer estos dos sistemas cronológicos, sabiendo que 1 día = 1000 años, tenemos 7000 días, que en 10 semanas nos da 700 años para cada una. Eso haría una línea más o menos (los acontecimientos mencionados son siempre en el final de cada semana, según Enoc):
    1) 0-700 - nacimiento Enoc
    2) 700-1400 - diluvio
    3) 1400-2100 - Avraham
    4) 2100-2800 - Moshe, la Torah
    5) 2800-3500 (MITAD DE LA SEMANA) - construcción del Templo
    6) 3500-4200 - Muerte de Yahshua, destrucción del templo viejo
    7) 4200-4900 - "Elegidos" (???)
    8) 4900-5600 - justicia, construcción de un templo (???)
    9) 5600-6300 - Segunda venida
    10) 6300-7000 - Juicio final

    Esto hace que el milenio dure 700 años. Como verás, es un poco complicado tratar de establecer cuentas, no es para eso que nos dan estas cosas. Existen algunos detalles no muy claros, además, en la 7ª y 8ª semanas (aunque podrían relacionarse con la expansión de la iglesia y el Mensaje —y no con el establecimiento de la institución "iglesia"—).
    Las generaciones en la Biblia duran 70 años: "El lapso de nuestra vida es de setenta años, y quizás los más robustos lleguen a ochenta..." Salmos 90:10, oración de Moshe. Por eso no podés contar a partir de las vidas de los descendientes de Adam porque eran mucho más largas al comienzo. Son 70 generaciones de 70 años porque son 70 VECES 7. Eso te dá 4900 años nada más, pero como te digo, una cosa es la generación en "media" y otra su duración real en vida.
    :)

    ResponderEliminar

Antes de dejar su comentario, entiendan: ESTA PÁGINA NO ES PARA DEBATES. Pueden no estar de acuerdo con lo que aquí se publica y expresarlo correctamente, en cuyo caso el comentario será publicado, o manifestarse agresivamente como la mayoría hace, EN CUYO CASO NO SERÁ PUBLICADO. Ofertas pro-Illuminati son denunciadas como SPAM.